10 abril 2008

Conmemorando la batalla de Aljubarrota.Nos dieron pa el pelo.


Lo que decia, que un blanqueado, la vendria muy bien.



Es una maravilla de encaje de blonda en piedra.



Je, je, se les acabaron los dineros. Se ve la obra sin terminar al fondo.



Este señor, murio en su cama, pero a consecuencias de las heridas de guerra. La pata de su caballo, asi lo indica.

Posted by Picasa

2 comentarios:

Taleph dijo...

Buenísimas acotaciones.
Lili

EMMuñoz dijo...

Gracias, Liliana, por venir desde Argentina; ¡ oye, que estas muy lejos!.

Emilio.